18 febrero 2013

II CENTENARIO DE LA MUERTE DE XAVIER M.ª DE MUNIVE

PÁGINA FACEBOOK

Busto del Conde de Peñaflorida y símbolo de la Real Sociedad Vascongada de Amigos del País

II CENTENARIO DE LA MUERTE DE XAVIER M.a DE MUNIVE
Fecha de emisión: 11 diciembre 1985
Papel fosforecente
Valor facial: 17 pesetas
Dentado: 13 ¼
Impresión: Calcografía
Tirada: 4.000.000
Pliegos: 80

Las Sociedades Económicas de Amigos del País constituyen una loable iniciativa para promover el desarrollo cultural y económico español; son una muestra más del fecundo período que caracterizó el reinado de Carlos III. Decaen por entonces las culturas minoritarias del Renacimiento y se asiste, como movimiento pendular, a una ascendencia de la burguesía, que junto a la nobleza - especialmente la nobleza media - aspira, en el marco de la Ilustración, a promocionar la cultura y el desenvolvimiento comercial e industrial. Este fenómeno, característico en la segunda mitad del siglo XVIII, se ve respaldado por la protección real, pues Carlos III es un impulsor de cuanto reduzca la distancia que ya entonces separa a nuestro país de otros más evolucionados de Occidente.
La primera de estas Sociedades se fundó en Vergara (Guipúzcoa) en 1765, y fue su promotor D. Fco. Javier M.ª de Munive Idiáquez, conde de Peñaflorida, nacido en Azcoitia en 1729. Munive recibió una esmerada educación en España y Francia, y practicó una gran dedicación a las letras y a las artes. Su casa era punto de reunión de las más descollantes personas de los pueblos limítrofes, que discutían en ella cuestiones de interés general; estas reuniones fueron el germen de la "Real Sociedad
Bascongada de Amigos del País", que un año después ya publicó un libro sobre sus actividades y en 1770 editó sus Estatutos, que sirvieron de modelo a similares sociedades. Munive fundó, además, el Seminario de Vergara; y a él se debe, igualmente, la creación de la Casa de la Misericordia en Vitoria.
El sello conmemora el II Centenario de la muerte del caballero vascongado, acaecida en 1785. Se reproduce en él un medio busto del conde, obra del grabador Carmona, junto al símbolo de la Asociación por él fundada, con la inscripción «Irurac Bat», que se traduce por "las tres hacen una", con obvio significado.
Las Sociedades de Amigos del País proliferan a partir de la de Vergara. Las estimula decididamente el político Campomanes y el propio Carlos III inscribe a sus hijos en la de Madrid. Temas como la elevación del nivel de vida en los estratos populares, explotación racional de las riquezas naturales, promoción social de la mujer, reforma universitaria, distribución de la tierra, libertad religiosa y tantos otros, fueron objeto de estudio en ellas. Pero el viraje político de fines del XVIII, consecuencia de la revolución francesa, obró para que se miraran con reticencia por parte del poder. Ello, junto a la guerra de la Independencia y las convulsiones políticas subsiguientes, produjeron la extinción de la mayor parte de ellas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario